¿Cómo tener carisma? 3 pasos para convertirte en una persona carismática

¿Has conocido a alguna persona que cada vez que llega a un lugar, consigue la atención de todos? ¿Esa persona que parece tener una presencia magnética y cada opinión o comentario que dice es tenido en cuenta por los demás? Posiblemente estés delante de una persona carismática. Alguien que quizás tiene naturalmente y también se ha ocupado de entrenar su presencia y encanto personal. Pero el secreto sobre cómo tener carisma no es sólo un asunto de unos pocos.

Si bien hay personas que son naturalmente más extrovertidas que otras, o tienen más facilidades para expresarse oralmente, la realidad es que todos podemos entrenar nuestras habilidades sociales, convirtiéndonos en personas más carismáticas.

Estas personas carismáticas son capaces de hacerse escuchar, de inspirar o influir en los demás. Pueden motivar, persuadir e incluso seducir, haciendo mano de su propia personalidad. Acompáñame a descubrir de qué se trata esta habilidad social y los pasos más importantes sobre como tener carisma.

persona con carisma persona carismatica

Qué es el carisma y por qué es importante ser carismático

Quiero dejar algo claro: No es lo mismo una persona atractiva que una persona carismática. Mientras la primera seduce con su aspecto físico, en la segunda hay todo un magnetismo, una capacidad de llamar y mantener la atención. Una habilidad para conectar empáticamente, desde la esencia.

El primer punto del que debemos partir es que vivimos en una sociedad en la que las relaciones interpersonales determinan buena parte de nuestra vida. Necesitamos relacionarnos. Sea para trabajar, para compartir, para amar, el vínculo con los otros es algo que se hace imprescindible en la vida humana.

Y en esta interrelación notarás que hay personas que marcan su territorio, que se hacen notar, que tienen aquello a lo que llamamos presencia.

Mientras ves una película, ¿has hecho comentarios como «ese actor se come la pantalla»? Pues es justo a eso a lo que se refiere el concepto de presencia. Al poder personal, al magnetismo y el encanto personal, a hacernos sentir ante los demás en positivo.

Pero el proceso de como tener carisma puede pasar por muchos aspectos. Hay personas que tienen esta habilidad de manera innata. Pero hay otras que, aunque tengan las ideas muy claras, un intelecto brillante y demás cualidades, no son notadas por los demás. Su presencia simplemente pasa inadvertida o pierden rápidamente la atención.

Puedes escuchar mi episodio del podcast en el que hablo de cómo mejorar tu carisma

Ahora bien, existen métodos o hábitos que nos ayudan a entrenar esta presencia y convertirnos en personas más carismáticas. Lo fundamental en este sentido y en donde me quiero enfocar es en el tipo de carisma social, que está estrechamente ligado a la inteligencia emocional y se aplica a la forma en la que podemos influir en las personas.

Una persona carismática es alguien que sabe escuchar, que se comunica con asertividad y demuestra tolerancia en sus comportamientos. Muchos de ellos, aunque no todos, pueden ser líderes natos, políticos o artistas. Pero para las personas que no se decidan a ninguna de estas áreas, aprender sobre como tener carisma no solo es posible, sino que les aportará grandes beneficios a la hora de conectar con las demás personas desde su esencia y autenticidad.

Cuáles son los componentes del carisma

Antes de pasar a los pasos que te llevarán a aprender sobre como tener carisma, es importante que conozcas cuales son los tres componentes fundamentales que integran este concepto. Veamos:

  • El mensaje o discurso: Resulta fundamental tener claro qué es lo que queremos comunicar, cuál es el mensaje que queremos dar a las demás personas y de qué forma pretendemos influirlas con él. En este sentido, es vital el desarrollo de la credibilidad. No se trata tan solo de las palabras que uses o la forma en que las articules, sino también de que el contenido de lo que digas despierte confianza. Y como dato extra, todos aquellos discursos que apuestan a lo tangible, a lo comprobable e incluso lo científico, suelen tener un punto positivo a la hora de inspirar seguridad en nuestros interlocutores.
  • La conexión emocional: Una persona que se maneja de forma emocional y empática genera confianza desde el minuto uno. Sus interlocutores no dudan, simplemente le prestan atención. Pero para alcanzar esa conexión debemos mostrarnos en nuestra versión más auténtica. No es algo que debamos impostar, sino que podemos desarrollar conforme a nuestras propias características.
  • El aspecto visual: Lo que mostramos a las otras personas es otro aspecto clave en el proceso de como tener carisma, al punto de que condensa la mayor parte de esa primera impresión que los demás se hacen de nosotros. La manera de vestir, el lenguaje corporal, la voz, las expresiones, las miradas. Todo suma a la construcción de un mensaje integral.

Cómo tener carisma en 3 pasos

Bien, ya que tenemos claro qué es el carisma y cuales son los principales componentes que lo integran, vamos a lo puntual: los pasos sobre como tener carisma que puedes aplicar desde hoy mismo para mejorar tus relaciones, tu presencia y tu influencia social.

1. Trabaja en la imagen que proyectas al hablar

El primer punto en el proceso de aprender como tener carisma es trabajar en tu propia imagen. Y partimos del concepto de imagen desde un punto de vista amplio, en el que habremos de considerar la ropa y el estilo, pero también cosas que van más allá.

Una técnica muy valiosa en este sentido es que te grabes a ti mismo con tu teléfono móvil, tal como si estuvieras exponiendo una idea o presentando un proyecto. Esto te permitirá puntualizar en cómo es tu lenguaje corporal, tus tics, tu gesticulación.

Especial atención debemos prestar a esos micro gestos que ensucian nuestro discurso y que pueden generar una impresión inadecuada sobre nosotros en el interlocutor. Cosas como morderte las uñas, mirar al suelo o gesticular demasiado rápido, pueden ser sinónimos de inseguridad en lo que dices o en ti mismo. Incluso una muestra de que estás demasiado nervioso o ansioso, o de que eres una persona poco confiable.

La modulación y el tono de tu lenguaje también influyen. Si tu tono es pasivo, gris y plano, eso es lo que transmitirás a quienes te escuchen. Pero si modulas tu voz y entonación, haciendo las variaciones pertinentes según el contenido de lo que dices, lograrás mantener la atención de una manera más efectiva.

2. Conócete a ti mismo

Este es uno de los pasos fundamentales en el proceso de como tener carisma, pero al mismo tiempo el más complejo. Conocernos a nosotros mismos es un viaje que nos puede durar la vida entera, y en el que se involucran toda clase de sentimientos, emociones, relaciones y experiencias.

Sin embargo, aplicado al plano del carisma debemos ser especialmente cuidadosos en que el mensaje que transmitamos comunique verdaderamente nuestra esencia, y no el diseño de un personaje que hayamos hecho, muchas veces de manera inconsciente, para vincularnos en sociedad.

Esas capas o armaduras que nos hemos puesto para relacionarnos con los demás, muchas veces nos hacen sentir más seguros a la hora de vincularnos, pero al mismo tiempo nos impiden mostrar quienes somos en verdad y conectar con los demás desde nuestra esencia, así que es un punto muy importante a tener en cuenta. Las personas conectamos con aquellas a las que percibimos auténticas. ¡No lo olvides!

3. Muéstrate presente

Y cerramos este proceso de aprender como tener carisma con un punto que aunque parezca simple, es la debilidad de muchos, y se trata de mostrarte presente. Cuando estés con alguien, enfócate en estar allí, en ese instante y con esa persona puntual. Mírale a los ojos, concentra tu energía en el momento al 100%.

Actúa de forma auténtica y haz que la otra persona se sienta arropada por tu presencia, querida, escuchada, tenida en cuenta. Y para ello es importante que entrenes la escucha activa, en la que pones tu energía en prestar atención a la otra persona y sus necesidades, sin distracciones, sin perderte en el teléfono móvil.

Una técnica valiosa en este sentido es la de disponerte a brindar, junto a tu atención en plenitud a tu interlocutor, la posibilidad de que te sorprenda a medida que vas conociéndole. De asombrarte con cada nueva anécdota compartida, con cada historia de vida que se te es develada. Solo desde esta perspectiva atenta y empática podrás conectar de manera auténtica con las personas con las que te cruces en el camino.

Y por último, ten presente que una persona carismática lleva consigo un poder de magnetismo, de influencia y aceptación social que le ayudará a abrir las puertas a más y mejores relaciones interpersonales.

Recuerda: en el proceso de aprender como tener carisma, no debes dejar de lado la importancia de no perder jamás la humildad. Sin actitudes de grandeza ni de creerte superior a los demás, reconociéndote como humano, con tus defectos y virtudes, llegarás a conexiones mucho más reales, sólidas y sostenibles en el tiempo.

Y tu, ¿sientes que puedes trabajar en tu propio carisma? ¿Te atreverías a poner en práctica estos pasos de forma progresiva en tu día a día? Anímate a dejarme un comentario con tus impresiones. ¡Estaré encantada de leerte!

4 comentarios en “¿Cómo tener carisma? 3 pasos para convertirte en una persona carismática”

  1. Hola Ana, siento que soy carismática, me encanta conectar con mis amistades desde mi autenticidad, escucha activa y comunicándome asertivamente, pero seguro que puedo mejorar. Gracias por compartir y hacerme darme cuenta que soy carismática.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ir arriba
Descarga la guía Gratis

Rueda de la Vida

Descubre este sencillo ejercicio para empiezar a vivir plenamente

Abrir chat
¿Hablamos?
Hola, cuéntame qué preguntas tienes y te responderé lo antes posible